A mi chica le gusta disfrazarse para tener sexo, eligió un disfráz de monja para confesar mis pecados y hacerme un pete

A mi chica le gusta disfrazarse para tener sexo, eligió un disfráz de monja para confesar mis pecados y hacerme un pete

Mi chica se llama Lucía y es de Rosario, pero vive acá en Buenos Aires desde que vino a estudiar y encontró laburo. La conocí justamente en la facultad y desde un primer momento la fiché. Es hermosa, tiene una sonrisa espectacular y por sobre todas las cosas es muy pícara en la cama: le encanta coger y es fanática de disfrazarse para jugar con los roles en la cama. Estas imágenes son de una noche que llegué del trabajo y estaba disfrazada de monjita, ¡una delicia! Jugamos un poco con la cámara y después me manoteó la poronga y se la mandó a guardar en la boca. Gran pete me hizo.

Más mujeres hermosas desnudas

SUBIR