Dándole su ración diaria de leche a este bombón

Ha sido un inicio de año bastante turbulento y no me refiero tanto al bicho ese que nos mandó a casa a todos, me refiero a este camión hermoso, Agustina, mi actual novia y creo que con la pendeja puedo tener futuro, aunque por momentos muestra indicios de ser un tanto puta o mejor ninfómana, ese calificativo le queda mejor, no me quejo, pero sí que ha sido muy exigente pero como todo macho hay que cumplir, desde enero le doy leche a diario, es lo que pide... si supieran las vulgaridades que lanza cuando la empomo! En diciembre empezamos a salir, no me puedo quejar, me deja hacer lo que me da la gana con sus gomas... riquísimas dicho sea de paso, pero eso sí... a esta potra nunca hay que dejarla con ganas de leche! en la cola o en la boca, la cosa es que hay que darle.  

Más mujeres hermosas desnudas

SUBIR