La morocha pidió azotes en la cola, se me pasó la mano

Está buena la morocha, no me van a decir que no, esta mina cayó como del cielo a mi vida cuando estaba haciéndome una jalada de ganso y de pronto mi hermana trajo a varias de sus amigas de la universidad a casa, una de ellas era esta piba, Fernanda, bonito nombre y bonita cola, nos llevamos tan bien que no hubo necesidad de tanto chamuyo para comerle esa hermosa concha, suena vulgar pero ella lo es más che!

Esto obviamente pasó semanas después de ese encuentro en casa, me sorprendió porque es linda y cariñosa, pero cuando me dijo "pégame perro, pégame en la cola" y como pueden ver en una foto, su nalguita está rojiza, pero vean ese papo, así cualquiera pierde los estribos.

Más mujeres hermosas desnudas

SUBIR