Nunca me había gustado tanto besar un orto

Nunca me había gustado tanto besar un orto

Pero besar el de esta mina fue una experiencia inolvidable, me hizo sentir como si estuviera visitando uno de los restaurantes más caros de toda Europa, bueno… el sabor de un culo puede variar entre mina y mina, pero las de cola grande tienen ventaja, ella además sabe cómo hacerme sentir que la balanza está equilibrada porque luego me hace lo mismo pero ordeñando mi pija, pueden imaginar el cuadro.

No quise robarle protagonismo, estas fotos eran y son solo de ella, mi culona favorita, todos tenemos nuestras debilidades, ella es la mía, mírenal bien… una colita como esa lo merece todo, de hecho le aplaudo antes y después de la lamida ano-vaginal.

Más mujeres hermosas desnudas

SUBIR