Para pajearse a veces se requiere de ayuda

Para pajearse a veces se requiere de ayuda

Qué delicia cuando una mina te ayuda en las labores manuales de sacudir la pija, como esta piba, un minón que conocí cuando estábamos en la universidad y ahora en nuestra etapa de laburantes ella todavía conserva cierta inocencia, cuando estamos juntos le gusta hacer cosas curiosas, me hizo ver que para hacerse una paja, jalarse el ganso o como le quieran llamar, a veces es rico que una mano amiga te ayude, mejor si es la mano delicada y suave de esta mina.

La rubia se excita tanto cuando me ve que estoy con ganas de sacudir la poronga que me pide que le mire la concha, acto seguido toma mi pija con sus manos y la sacude diciéndome que pedir ayuda, no está mal, y sus ojos están bien abiertos esperando a que me salga la leche.

Más mujeres hermosas desnudas

SUBIR