Sobarme el papo calma mi ansiedad

Pero no es cualquier ansiedad, es que me puse a ver una película de terror y estaba solita, me dio mucho miedo la concha de la lora, tuve ganas de llamar a mi novio, pero me acordé que el pelotudo está lejos, vive en Rosario y por ahora yo estoy en Córdoba, me dio un poco de ansiedad y la única forma que encontré de calmarme fue empezar a tocarme, fue rico, me tomé algunas fotos para mandarlas a mis amigas, ellas suelen hacer eso también.

Estaba empezando a ver sombras extrañas por el rabillo del ojo, en ese momento fue cuando metí mis dedos hasta lo más profundo de mi concha, fue muy rico, tiene sus ventajas tener el papo así de sensible, como quisiera tener a mi novio cerca de mí!

Más mujeres hermosas desnudas

SUBIR